Los primeros 3 años de tu hijo

¿Sabes por qué son tan importantes los primeros 3 años de vida de tu hijo?

En los primeros 3 años se desarrolla el lenguaje, empieza a formar su orden interno a través del orden externo. Son los cimientos para formar al hombre o mujer del futuro. En estos 3 años va adquiriendo independencia, seguridad y confianza.

¿Qué importancia tienen los sentidos en su desarrollo?

Los sentidos son la base del aprendizaje, ya que con ellos podemos oler, sentir, escuchar y observar. De esta manera tu hijo podrá clasificar los estímulos del mundo que lo rodea.

¿Es importante el movimiento a los 3 años?

El movimiento es la base para el desarrollo de tu hijo ya que es una necesidad natural. El conocer, tocar, sentir y observar el ambiente que lo rodea, lleva a tu hijo a crear su orden interno, ubicación espacial y su adaptación a través de la convivencia con los demás niños.

El Colegio Montessori de Querétaro le brinda a tus hijos la oportunidad de relacionarse con otros niños, integrarse a un espacio donde hay reglas distintas a las de casa, la relación con otros adultos y la posibilidad de desarrollar diferentes habilidades a través de las actividades que se llevan a cabo dentro de nuestros ambientes (salones).

Nuestra Comunidad Infantil es un ambiente rico en estímulos que le permiten al niño explorar, desarrollar y enriquecer su vocabulario. Aquí, tus hijos comenzarán su desarrollo visomotor a través de actividades específicas que le permitirán coordinar ojo-mano, ojo-pie.

Recuerda que en el proceso de la mente, primero es entender, luego procesar y más tarde reproducir lo aprendido a través de la memoria.

Desarrolla el potencial de tus hijos

 

¿Qué es un Preescolar Montessori? Parte I

Un ambiente Montessori de nivel preescolar, está conformado por niños de entre 3 y 6 años. Cada niño tiene a la misma maestra por lo menos durante 3 años. Este agrupamiento de niños de diferentes edades corresponde a la teoría sobre el desarrollo infantil de María Montessori, basada en ciclos de tres años.

En este grupo integrado, los niños aprenden unos de otros y aprenden debido a los demás. Los niños pequeños al observar a los niños mayores, tienen la oportunidad de ver lo que les espera. Los niños mayores tienen la oportunidad de reforzar sus conocimientos al compartir éstos con los más pequeños.

Un salón con estas características presenta armonía y respeto pues las edades diferentes equilibran el ambiente. Debido a su constante interacción, los niños aprenden a ser responsables por sí mismos y por los demás. También aprenden a relacionarse con niños de diferentes edades y habilidades, a respetar el trabajo y el espacio de los demás y a tratarse con gracia y cortesía. Así mismo toman un papel activo en el mantenimiento de su salón, entre otras cosas, regresando los materiales a su lugar, listos para ser usados por el siguiente niño.

En resumen, el salón se convierte en una comunidad donde los niños son tratados con respeto y dignidad, deseando a su vez tratar a los demás de la misma manera.

Texto basado en: ¿Qué es un preescolar Montessori? por David Khan. Una publicación de NAMTA.

¿Quieres conocer más acerca de un Preescolar Montessori? Lee nuestro post Qué es un preescolar Montessori Parte 2

¿Qué es un preescolar Montessori? Parte II

Los niños menores de 6 años cuentan con extraordinarios poderes mentales. Cuentan con la habilidad que se da una vez en la vida, la de absorber el conocimiento de su alrededor por el mero hecho de vivir. Hacen suyo el ambiente – el espacio físico, el lenguaje y el movimiento tanto de adultos como de niños – a través de lo que Montessori llamó “La Mente Absorbente”. La Mente Absorbente se encuentra en su punto cumbre de receptividad durante los años preescolares. 

Debido a que aprenden tocando y manipulando objetos, se encuentran en fuerte armonía con todo lo que estimule sus órganos de los sentidos: formas, sonidos, olores, texturas y sabores. También responden al orden, debido a su necesidad innata de saber cuál es el lugar de las cosas y como cuadran las piezas. Desean dominar los movimientos de su propio cuerpo al aprender a mantenerlo en equilibrio; también se fascinan conociendo las costumbres y tradiciones de la gente con la que conviven.

Gracias a la Mente Absorbente los niños en edad preescolar no necesitan una enseñanza directa para poder aprender, por lo que en un ambiente Montessori se les da la libertad de movimiento para escoger su propio trabajo, así como la libertad de tocar, manipular y experimentar con diferentes objetos. IMG_9413

En un ambiente Montessori, tu hijo(a) aprenderá a trabajar de forma independiente, por iniciativa propia ayudando así en la construcción de la concentración y la autodisciplina. No dependerá de un adulto para saber si lo que hace es correcto o no.

Texto basado en la publicación de David Khan, ¿Qué es un preescolar Montessori?, publicado por NAMTA.

¿Quieres saber más sobre un Preescolar Montessori? Visítanos

Lo que se puede y lo que no se puede dentro de un ambiente Montessori

Uno de los mayores retos que enfrentamos en el Colegio Montessori de Querétaro es aquel que tiene que ver con la creencia de que “en Montessori, los niños hacen lo que quieren”. Esta creencia, por demás infundada, ha dañado la imagen de la filosofía, haciendo creer a los papás, que no existen límites, ni disciplina dentro de un ambiente de trabajo.

Aquí enlisto algunas cosas que se pueden y no  se pueden hacer:

Lo que se puede

Lo que no se puede

– Los niños tienen la libertad de elegir con qué material trabajar

– No podrá tomar material que no haya sido mostrado por la guía previamente.

– Los niños puede tomar un material y repetirlo las veces que así lo deseen.

– Los niños no pueden tomar el material que esté siendo utilizado por alguien más, tendrá que esperar a que el niño que lo esté trabajando, lo termine y lo regrese a su lugar.

– Los niños tienen la libertad de desplazarse (moverse) libremente por el ambiente.

– No está permitido correr .

– Los niños pueden observar el trabajo de los demás.

– Un niño no puede interrumpir a otro. Para poder observar a otros, el niño debe permanecer en silencio y con las manos atrás.

– Los niños tienen la libertad de platicar dentro del salón.

– No pueden gritar. Deben hablar en tono de voz bajo de tal manera que no interrumpan el trabajo de los demás.

En el Colegio Montessori de Querétaro estamos convencidos de que un ambiente en donde existen límites  y reglas claras propicia en los niños seguridad y estructura, lo que permitirá el desarrollo de su potencial.

¿Sigues pensando que en Montessori los niños hacen lo que quieren?

 

 

Comunidad Infantil, una transición suave entre la casa y la escuela.

La Comunidad Infantil en el Colegio Montessori de Querétaro es un espacio de transición entre la casa y la escuela. Se trata de un ambiente acogedor, armonioso, lleno de objetos familiares, que de alguna manera semeja un hogar.

Esta etapa es crucial emocionalmente para tu hijo. Se trata de la primera vez que el niño pequeño se desprenderá de su mamá o cuidador por un tiempo prolongado y esta experiencia de desapego repercutirá en otras etapas de su desarrollo.

Tomando eso en cuenta, la llegada de los niños por primera vez a la Comunidad Infantil se hace de manera escalonada, es decir, entran los niños que ya estuvieron el ciclo anterior y los nuevos van entrando poco a poco. Tu hijo asistirá desde algunos minutos hasta una hora, dependiendo de la angustia que muestre. Se te pedirá que te quedes cerca del colegio ya que si tu hijo se muestra muy angustiado e inseguro te llamaremos para que pases por él. Al día siguiente alargaremos su estancia unos minutos dependiendo de su estado.

El tiempo se irá alargando con los días de acuerdo con el estado emocional en el que se encuentre tu hijo hasta que logre permanecer el mayor tiempo dentro del ambiente sin angustiarse. La guía se dedicará completamente a él, lo mantendrá cerca de ella todo el tiempo y lo acompañará a explorar lo que el desee. Lo consolará y apapachará en la medida que él lo permita.

Es importante considerar que los niños a esta edad (a partir de un año) no tienen noción del tiempo y el espacio. Cuando su mamá los deja en la escuela no saben si su mamá regresará o no, y aunque se les afirme que así será, inevitablemente sufrirá de abandono.

La adaptación de cada niño es diferente, puede tomarle desde una semana hasta un par de meses incorporarse completamente al ambiente.

El perfil de las guías de Comunidad Infantil debe ser el de una persona que transmita seguridad, cariño, comprensión y pacienca a los niños que por primera vez estarán en un ambiente desconocido, ya que de alguna manera estará sustituyendo, por algunas horas, la imagen de la mamá o cuidadora.

De esta manera logramos que el niño pase por este período de adaptación de la manera más armoniosa y menos traumática posible.

Descubre la Comunidad Infantil del Colegio Montessori de Querétaro

 

Visita: http://www.montesssoriqro.com

 

¿Qué hace un niño en el primer día dentro de un ambiente en el Colegio Montessori de Querétaro?

¿Ya pasó un mes y tu hijo aún no se adapta a su escuela?

Que hace un niño cuando entra por primera vez a Montessori

En un ambiente Montessori  el proceso de adaptación es fundamental para que tu hijo(a) se sienta seguro y feliz dentro del colegio. Es un proceso al cual le dedicamos tiempo con profundo respeto hacia las necesidades de tu hijo(a).

¿Qué sucede cuando un niño entra a Comunidad Infantil (maternal Montessori) o a Casa de los Niños (preescolar Montessori) por primera vez?

1. Será el único niño o niña nueva en el ambiente, por lo que La guía debe asegurarse de dedicar la mayor parte de su tiempo a acompañarlo dentro del ambiente.

2. Observará y caminará por el ambiente para reconocerlo, a su ritmo y sin presión

3. Al empezar el día le dará pequeñas indicaciones de dónde debe sentarse, cómo colgar su suéter, dónde colocar sus cosas, etc.

4. Si llora, será apapachado(a) y reconfortado(a)

5. En este tiempo de reconocimiento el niño(a) será invitado a alimentar a los peces, regar las plantas, sentarse en la mesa de observación y pasar un rato en el rincón de lectura, lo que le ayudará a sentirse parte del ambiente.

6. Trabajará con algunos materiales para que se sienta seguro y al día siguiente pueda elegirlos libremente

7. A la hora de la línea será presentado con todos sus compañeros y se le dará la bienvenida.

8. La guía también involucrará a algunos niños, si es que no lo han hecho por iniciativa propia, para que le ayuden en algunas tareas y algunas rutinas  que se llevan dentro del ambiente.

Así, conforme pasen los días, la guía irá soltando al niño(a) de acuerdo a sus necesidades, hasta que se sienta seguro dentro de su nuevo entorno.

En un colegio Montessori tu hijo(a) es quien nos va marcando el ritmo para su adaptación. Es necesario que le transmitas seguridad y confianza para que él o ella misma lo pueda sentir.